“La superdotación dura un instante infinito”

Artículo realizado por Maria Rydkvist en Estocolmo a 14 de mayo de 2017

“El surrealismo es automatismo psíquico puro, por cuyo medio se intenta expresar el funcionamiento real del pensamiento”.

La historia

La historia, incluída la artística, ha realizado un proceso de selección, exclusión y de omisión de la inteligencia de la mujer, de su personalidad individual, y de su estado emocional. Siempre se ha permitido en el hombre, y hasta con cierta condescendencia en el mundo artístico, la posesión de una personalidad volátil, impulsiva y con cambios muy espontáneos que se asociaban a unos rasgos de una “creatividad masculina”, en un modelo gestorial donde se le daba preponderancia al instinto.

Se permitía esta rebeldía creativa y de la personalidad en el hombre, pero se omitía como rasgo identificativo en la mujer, y a ésta sólamente se la reconocía si iba acompañada y era producto del mecenazgo del propio “hombre artista” u “hombre genio”. El arte moderno como manifestación del espíritu, no ha poseído la libertad que tanto nos han hecho creer y que se ha convertido en su propio estandarte, y arrastra una discriminación de género donde el inconsciente de la sociedad y la discriminación de esta hacia la mujer y a la mujer inteligente, predomina y domina también en la manifestación y representación artística, que siempre es principalmente masculina, al igual que ha sucedido y sucede en muchas otras áreas y campos del conocimiento y de la vida.

Y tras este paréntesis sobre el injusto recorrido de la mujer dentro de la expresión artística, me gustaría hablar del automatismo pictórico y del surrealismo como estilos artísticos, y traspolarlos a la causística comparativa entre superdotación y talento porque pueden tratarse de un símil interesante que de lugar a reflexiones que hayan podido pasar desapercibidas.

En este viaje simbólico deseo cuestionar si el surrealismo artístico es de verdad automatismo psíquico y expresa “el funcionamiento real del pensamiento” como indico en la entrada del hilo, o se trata de “un virtuosismo” del propio automatismo pictórico como verdadero génesis del pensamiento real y del propio surrealismo como estilo, y que además no va de la mano de la necesidad y exigencia de un valor añadido por parte de una audiencia con una interpretación monotemática del significado de inconsciente, que lo lleva a identificarlo meramente con los sueños y el mundo de los recuerdos.

La superdotación es una capacidad intelectual innata del individuo superdotado que le hace ser superior en todas las áreas cognitivas y que siempre está en estado latente hasta que encuentra el orificio adecuado por el que manifestarse ante un público que observa, pero que no entiende lo que ve.

El talento, sin embargo, está relacionado con la monoespecialización en una o pocas áreas del conocimiento, del deporte o de la música, donde se realiza un logro específico y medible del individuo en una escala de valores interpretable para un público que observa, y que da valor a aquello que ve y entiende.

“La superdotación sería una manifestación creativa del inconsciente del individuo superdotado, mientras que el talento sería la manifestación aprendida consciente de los individuos.”

El génesis

 El Automatismo es un movimiento pictórico partiendo del hecho de que se puede crear de y a partir de todo. La creatividad pura sólo pertenece a la naturaleza y por tanto aprendemos a copiar a través de la observación atenta, la intuición y la atención suspicaz a nuestro inconsciente. 

Por tanto, todos los medios de expresión son válidos.

El automatismo se nutre estéticamente de todas las corrientes y estilos artísticos, así como del inconsciente colectivo universal y arquetipos que versan sobre nuestro pasado, presente y futuro, unidos en una misma línea de tiempo cuya duración es de “un instante infinito”.

El automatismo surrealista da origen a otras formas de expresión como el surrealismo.

En la pintura o dibujo automático, la toma de decisiones debe ser inmediata, sin propósitos concretos, asumiendo todos los riesgos necesarios. El automatismo es el reflejo del inconsciente, el espejo del interior del individuo. El automatismo recoge la belleza y magnitud en lo impredecible de esa emoción que se condensa en el propio instante creativo y que sólamente le pertenece y enjuaga al propia artista, asumiendo el riesgo de no poseer ni penetrar en la razón del público, y de igual modo le sucedería al individuo superdotado en sociedad.

El automatismo debe exigir el mínimo de planificación previa, ya que interviene en el mismo instante en el que se desarrolla, cambiando el entorno de manera inmediata. Y es en este punto donde “el automatismo se convierte en el hijo rebelde del surrealismo”  del que inicialmente fue el padre, etimológicamente hablando, ya que “la mayoría de surrealistas se dedicaron a pintar sueños y recuerdos”, cuando eso contradice el origen conceptual del movimiento, es decir, un dictado del pensamiento sin la intervención alguna de la razón aunque siendo dominado literalmente por la misma, y dando lugar a un trance: el automatismo con tareas, algunas de ellas de manera inconsciente.

“La superdotación sería un proceso autómata y libre en el que el individuo superdotado entra en un estado de trance creativo y único y donde sin seguir la razón realiza tareas, que finalmente son manifestación de la razón misma en su estado más puro”.

En pintura, entonces, llamaremos automatismo a esta asociación libre de tipo gráfico o pictórico, que puede comprender dos etapas: un lanzamiento energético inicial o Proceso Primario, y una elaboración posterior del material obtenido o Proceso Secundario, aparentemente intelectualizado, en el que intervienen el saber, las herencias genética y visual y la emoción, todo lo cual apunta a la obtención de una Imagen Inconsciente imprevisible al comenzar la tarea. Esto se constituyó en la herramienta fundamental del Surrealismo.

La catalización social

El automatismo está divorciado del virtuosismo. El “virtuosismo” es la gran habilidad para realizar una actividad, especialmente una artística.

El automatismo da lugar al “virtuosismo surrealista”. El Surrealismo no es un movimiento más sino un hallazgo fundamental al que se volverá una y otra vez, pues abre una “fuente” de la imagen e infinitas posibilidades como es la expresión del Inconsciente por medio de imágenes, pero sólo unos pocos artistas son realmente autómatas y han sabido beber y alimentarse de esta fuente real fuera de un talento consciente y aprendido, que “inunda de virtuosismo” y no de automatismo surrealista las manifestaciones de muchos otros artistas dentro del movimiento surrealista ,o en su traspolación en lo general al mundo del arte, o a cualquier otra temática o campo, vemos que siempre han existido “artistas autómatas” y “artistas virtuosos”.

El autómata surrealista puede o no ser virtuoso pictóricamente hablando, y en su elaboración posterior o proceso secundario de su creación, “puede o no parecer intelectualizado para la audiencia” debido a la catalización social que la misma le demanda y exige para su valoración social en sociedad, pero el autómata surrealista se trata de una fuente real, innata y no aprendida.

Lo más importante de la obra de un pintor suele estar en lo que él no se da cuenta que está haciendo, incluso en lo que no puede evitar hacer. Lo que él quiere hacer es lo que menos cuenta, e incluso perjudica su obra.

En el Virtuosismo existe “perfección en cualquier arte o técnica”, mientras que el Automatismo es la vía de acceso a la Imagen Inconsciente, la que posee diversos niveles de profundidad, evidentemente con calidad de ejecución y que se trata de una boca de salida amplia.

El “virtuosismo artístico del individuo talentoso” nos da fe de un talento controlado y hábil sobre la actividad que se lleva a cabo, pero el “automatismo artístico del superdotado” nos habla de una cantidad de energía que sale a borbotones, de golpe, en pequeño espacio de tiempo, tomándolos por asalto en una suerte de violación magnífica y majestuosa, y por ende así, a la audiencia o sociedad.

fullsizerender-15

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s